Elizondo y el Valle del Baztán en un día

El Valle del Baztán al norte de Navarra siempre ha sido una tierra de misterio, ligada a historias de brujas y leyendas. Las tradiciones se entremezclan con la belleza del paisaje, donde los caseríos y bordas motean las verdes praderas de las montañas. Baztán es uno de los lugares que no puedes perderte en Navarra. Si no dispones de mucho tiempo, puedes dedicarle un día de excursión desde Pamplona. Para organizarlo, te cuento a continuación qué ver en el Valle del Baztán en un día.

Seguramente hayas conocido el Valle del Baztán a través de la literatura. La escritora Dolores Redondo popularizó esta comarca en La Trilogía del Baztán, donde su protagonista Amaia Salazar debe lidiar con los crímenes cometidos en el valle. Las leyendas mitológicas y el pasado de la propia Amaia serán la clave para resolverlos. Una lectura que engancha y recomiendo mucho si te gusta la novela policiaca. Además será la forma ideal para meterte en el folklore y creencias del Baztán.

Mirador del Baztán

Si vienes desde Pamplona, qué mejor lugar para adentrarte en el valle que disfrutar de las mejores vistas. Estas las conseguirás desde el mirador de Ziga, conocido como El Mirador del Baztán. En la carretera NA 2540 entrarás un desvío a Ziga pasado Aniz. A pocos kilómetros llegarás a este mirador de vistas casi infinitas a los montes y las praderas. Una vez contemplado el paisaje, deshaz el camino para volver a la carretera principal y continuar hasta Elizondo.

qué ver en el Valle del Baztán

Elizondo, el más bonito Del Valle del Baztán

El municipio más grande, Elizondo, está considerado como uno de los pueblos más bonitos de Navarra. Por eso mismo, es uno de los lugares que ver en el Valle del Baztán y no te puedes perder. Aquí se concentran todos los servicios, y está ubicado más o menos en el centro del Valle, por lo que puede ser una opción estupenda para alojarse si quieres pasar varios días.

El pueblo de Elizondo se puede recorrer perfectamente a pié en un par de horas. Su trazado está marcado por el río Baztán y sus dos calles antiguas a cada lado. Al norte Braulio Iriarte, y al sur Jaime Urrutia.

Qué ver en la orilla norte del río

La calle Braulio Iriarte se llamaba antiguamente calle Eguzkialde (Calle del Sol). Aquí es donde vivía la gente obrera, por ello las casas son más modestas, con la arquitectura típica de los antiguos caseríos del Baztán. Hay concretamente dos caseríos antiguos que visitar, uno es Txarrenea y el otro es Puriosenea, convertido hoy en día en museo.

Presa Txokoto

Para pasar al otro lado del río, hazlo por el puente de Muniartea para admirar la presa de Txokoto. Esta es la vista típica de Elizondo que tanto sale en fotografías del Valle del Baztán. Es uno de los rincones más bonitos que ver en Elizondo, tanto por el curso del agua en la presa como por la arquitectura tradicional de las casas que la rodean.

Qué ver en la orilla sur del río

La calle Jaime Urrutia es la antigua Calle Mayor, donde vivía la burguesía de Elizondo. Por ello aquí encontramos casas antiguas con una arquitectura más rica. Es una calle agradable donde parece que el tiempo no haya pasado. Lo primero que encontrarás al cruzar el puente y girar hacia el este, serán unos porches con arcos. Es aquí donde antes de celebraba el mercado local.

Edificios históricos

La siguiente casa histórica es Ospitalenea, el antiguo hospital medieval que daba cobijo a los peregrinos que realizaban el Camino de Santiago y pasaban por el Valle del Baztán. Fíjate después en la casa Seroraenea. Hay una placa en la puerta indicando el nivel del agua que alcanzó el río Baztán en las terribles inundaciones del 2 de junio de 1913. Como decía, aquí vivía la burguesía y por ello puedes encontrar palacetes como el Arizkunenea, hoy en día Casa de la Cultura.

qué ver en el Valle del Baztán

Viaja sin sobresaltos con el seguro especial de IATI Escapadas por menos de 1€ al día, ideal para viajes nacionales. Aprovecha el 5% de descuento contratándolo desde este enlace.

Plaza del Ayuntamiento

Interponiéndose en Jaime Urrutia, está la Plaza del Ayuntamiento. El principal edificio es, lógicamente, el Ayuntamiento, ubicado en un edificio histórico del siglo XVII donde suele reunirse la Junta General del Baztán. Esta es una institución muy antigua que gobierna el valle desde el medievo. Fíjate que a un lado del Ayuntamiento hay una piedra, es un botillo que se utilizaba en la “laxoa”, una variante de la pelota vasca.

qué ver en el Valle del Baztán
Abajo a la izquierda está el botillo.

Parroquia de Santiago

El último lugar que visitaremos en Elizondo será la parroquia de Santiago. Sufrió grandes daños en las inundaciones de 1913, por lo que se decidió trasladarla al lugar donde se encuentra hoy en día. Se construye siguiendo los modelos de la arquitectura religiosa tradicional, con planta de cruz y exterior en sillar rojizo. Resulta bastante atractiva por sus vivos colores en la fachada. La torre del reloj es la original del siglo XVIII que se recuperó de la antigua iglesia y sirvió de modelo para construir la otra torre.

qué ver en el Valle del Baztán

Elbete

Si el paseo por Elizondo te ha sabido a poco, puedes seguir el recorrido a pie hasta llegar a Elbete, la localidad vecina que prácticamente se juntan sin darte cuenta. Es un recorrido circular de menos de dos kilómetros que pasa por la iglesia con origen del siglo XVI, el antiguo lavadero, edificaciones tradicionales, el antiguo molino y la correspondiente presa que abastecía al molino de agua. Pasado este punto llegarás hasta un merendero, que si el tiempo acompaña, puede ser el lugar ideal para hacer un picnic. Para orientarte mejor, pide un mapa en la Oficina de Turismo que hay en la Plaza del Ayuntamiento de Elizondo. Están los lugares de interés indicados.

Cascada de Xorroxín

También hay lugares preciosos de naturaleza que ver en el Valle del Baztán. Uno de ellos es la Cascada de Xorroxín, un salto de agua que en verano es el lugar ideal para refrescarse. Puedes hacer esta actividad por la tarde y así disfrutar también del entorno verde que ofrece Baztán.

Para llegar hasta allí hay que aparcar el coche en Erratzu y después seguir las indicaciones a pié que hay por el pueblo para llegar al comienzo del camino. Es una ruta circular de dificultad baja, pasando por tramos al sol al principio y luego a la sombra por el frondoso bosque. Tras unos 50 minutos (algo más si vas con niños), y siguiendo las continuas indicaciones que hay en el sendero, llegarás a la cascada.

Si llevas algo de comida recuerda llevar alguna bolsa para llevarte la basura. Es un entorno natural y no hay contenedores de residuos, es responsabilidad de todos mantener el lugar limpio y sin basura.

qué ver en el Valle del Baztán

La vuelta es por otro camino que verás indicado como Erratzu desde este punto. Una vez sales del bosque ya no hay sombra, por lo que si vas en verano protégete del sol y lleva agua, aquí el calor aprieta fuerte. En total, toda la ruta tiene unos 7,4km pero se hacen muy amenos, y el desnivel es bastante llevadero (150m). Aún así, es importante llevar un calzado adecuado y cómodo para no resbalar en las piedras del bosque. A veces están húmedas o el terreno embarrado.

Con esta excursión ya habrás completado tu día por el Valle del Baztán pero si tienes más días, no dudes el alargar tu paso por aquí, hay mucho más por ver. Puedes consultar las diferentes rutas y lugares que conocer en la web de Turismo del Baztán.

Espero que este post con una ruta para disfrutar del Valle del Baztán en un día te sea de gran ayuda. Si quieres realizar más excursiones así desde Pamplona, no te pierdas estos artículos:

Puedes seguirme en Facebook e Instagram como @cualquierdestino para descubrir más lugares.

Deja un comentario

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00