Guía de Florencia para 3 días

Para viajar a Florencia, no es que se necesite mucha información, es una ciudad no muy grande donde es fácil moverse. Aún así mejor si organizamos con algo de antelación el plan de viaje. Seguro que así sacas mucho más partido a la escapada. En esta ocasión compartiré mi propia ruta de 3 días en Florencia y añadiré información práctica. Como resultado, tendréis disponible una guía completa de Florencia para 3 días.

Cómo ir del aeropuerto de Florencia hasta el centro

La forma más económica para ir del Aeropuerto de Florencia hasta el centro de la ciudad es con el transporte público. En concreto es el autobús, una línea que se llama Vola in Bus y que sale desde la terminal del aeropuerto y te lleva hasta la estación de bus que hay al lado de la estación de tren Santa Maria Novella. Es un punto genial para moverte después por la ciudad hasta vuestro alojamiento. Más abajo os dejo en una imagen los horarios disponibles de este servicio.

Para comprar los tickets hay que hacerlo antes de subir al autobús. Hay unas máquinas expendedoras o si no en la estación de bus hay también ventanillas. Si se compra un billete de ida y vuelta tiene un precio de 10€ por persona. Pero si se compra el billete directamente en el bus (al conductor) este tiene un precio de 6€ por trayecto. Recordad que siempre hay que validar los tickets al subir al bus. La duración del trayecto es de 25 minutos.

Estación de bus al lado de Santa Maria Novella

Donde dormir en Florencia

Aunque no puedo ayudaros en el tema de hoteles, os puedo orientar por la zona más práctica para escoger el alojamiento que más se adapte a vuestro bolsillo. Nosotras nos alojamos en un apartamento de una habitación que encontramos a través de AirBnb. Si no habéis probado a utilizar esta web para encontrar alojamientos vacacionales, aprovechad este descuento de 25€ para vuestra primera reserva.

La zona centro es alrededor del Duomo y la Piazza della Signoria. En medio de todo el ajetreo y meollo turístico. Aquí no te aburrirás pero si que puede resultar agobiante en temporada alta (y especialmente cara).

Si queréis estar bien comunicados lo ideal es escoger los alrededores de la estación de Santa Maria Novella. Para coger el tren a Siena y el bus de ida y vuelta del aeropuerto será muy práctico. También está cerca del centro y de los principales lugares de interés turísticos, con lo que podréis ir andando.

El barrio de Santa Croce también puede ser una buena opción, al lado del casco antiguo pero sin tanto ajetreo. Aquí hay muchos lugares para comer y hacer el aperitivo así que si encontráis un buen alojamiento aquí, es una opción fabulosa.

Si queréis estar más apartados pero poder llegar andado, el barrio de Oltrarno es otra buena alternativa. Significa “al otro lado del Arno” y como bien imagináis, es la margen sur del río. Aquí está la zona de Santo Spirito, uno de los lugares que visitar en Florencia, también el Palazzo Pitti y un sinfín de buenos restaurantes a precios más económicos que los del casco antiguo.

Donde comer el Florencia

En esta guía de Florencia para 3 días, no podía faltar algo muy importante en cualquier viaje a Italia que se precie. ¡La comida! Al estar alojadas en un AirBnb no fueron todas las comidas y cenas las que hicimos fuera. Pero si que probamos, la pizza en Siena, la pasta en Florencia y cómo no, las deliciosas focaccias.

El plato estrella de Florencia es la Bistecca alla fiorentina. Consiste en un bistec de buey de entre 12 y 24 meses de edad. Se cocina a la parrilla con brasas de carbón a alta temperatura, dejando la carne por dentro más bien cruda. Un auténtico manjar para carnívoros.

Algunos de los lugares que podéis probar:
  • Mercado de FlorenciaPiazza del Mercato Centrale. Me encantan este tipo de lugares, mercados con diferentes puestos de comida variada y una zona común para poder sentarte a disfrutarla. En la planta baja están las tiendas de comida y en la de arriba están los puestos para comerla al momento (o pedir para llevar). Hay buen ambiente y tiene el encanto de los mercados.
  • Gallery, en Via De’ Benci 30r. Perfecto para hacer el aperitivo italiano. Empieza a las 18h de la tarde y ponen a disposición un amplio buffet de fríos, principalmente vegetariano. Hay variedad de pastas, legumbres y verduras. Se paga la bebida y con ello ya tienes derecho a coger lo que quieras y cuantas veces quieras del buffet. Los precios van desde los 9€ hasta los 12€ dependiendo de la bebida.
  • Oibo en Borgo Dei Greci, 1. Es también un lugar donde hacer el aperitivo italiano a partir de las 18h, en donde pagas la bebida e incluye el buffet. Este es uno de los que más renombre tiene en el centro de Florencia. Su precio es de 12€.
  • All’ Antico Vinaio en la Via Via dei Neri 74 R. En esta calle encontrarás muchos locales con este nombre. Aquí se sirven las clásicas focaccias rellenas de espinacas, jamón y varios tipos de carne de cerdo. Cuestan unos 5€ y hay que ir con mucha hambre, son enormes. Si lo compras, recuerda que puedes tomarla en esa calle, pero no en las de alrededor ya que está prohibido
  • La Prosciutteria, en la misma calle que el anterior Via de’ Neri 54 Rosso. Como está cerca de la Piazza della Signoria, seguro que cae de camino mientras visitas la zona. Por menos del 10€ con bebida incluida puedes pedir una tabla de quesos y embutidos. O si prefieres, también hay paninis que está ricos y a buen precio.
  • La Vinaina, en Via Dell’Angnolo 48r. Este restaurante no es tan barato como los otros, pero un capricho gastronómico no hace daño si se sale satisfecho. Es un restaurante de comida tradicional italiana y casera. Y aunque ya no llegamos a probarlo y nos quedamos con las ganas, fueron varias las personas que me lo recomendaron. Como mis fuentes son fiables, lo comparto para quien le interese 🙂
Clase de cocina italiana

Y ya que estamos en uno de los países donde mejor se comen (¡no me digáis lo contrario que yo por la comida italiana muero!), ¿porque no aprender? Al menos comenzaremos por algo básico pero realmente sabroso y que gusta a todos: pizza y helado. Hay muchas opciones de clases de cocina, pero mejor si lo hacemos en español para no perder detalle. Aprenderemos a estirar la masa, poner la salsa y hornearla de forma perfecta, al estilo italiano. Y para el postre, obtendremos consejos sobre técnicas para hacer un perfecto helado italiano. Y lo mejor el final, poder degustar lo que nosotros mismo hemos cocinado. ¡Reserva aquí tu plaza!

Los mejores helados de Florencia

Florencia tiene probablemente los mejores helados artesanos de Italia pero no están en cualquier sitio, hay que saber distinguirlos. Lo malo de que sea una ciudad tan popular es que muchas veces nos toman el pelo con cosas de “turistas”. En el caso de los helados está a la orden del día. Veréis en la zona centro heladerías con montañas (literalmente) de helado con colores muy sugerentes y una presentación alucinante. Bien, pues esos son los helados que no hay que comer. No puede ser posible que un helado se mantenga fuera de la zona de frió congelado y con el sol pegando en el escaparate. Eso se traduce en conservantes (y químicos). Los colores tan chillones y sugerentes tampoco son naturales, son fruto de los colorantes.

Conclusión, un buen helado 100% natural y artesano tiene que tener un color natural y estar completamente dentro de la zona de frío. Las auténticas heladerías tienen el producto dentro de los cubos en frío y con tapa. A continuación os pongo una lista de heladerías donde encontrar un producto de calidad y 100% artesano.

  • La Strega Nocciola: Via de’ Bardi, 51/red
  • Gelateria La Carraia: Piazza Nazario Sauro, 25/r
  • Gelateria Santa Trinita: Piazza Dei Frescobaldi, 8/red,
  • Gelateria Della Passera: Via Toscanella, 15/red

Ruta para 3 días en Florencia

Entramos en materia práctica para planificar la ruta a seguir y no dejarnos nada importante por el camino. Antes de nada, tenéis que conocer previamente los 10 lugares imprescindibles que ver en Florencia, que serán los que incluiremos en la ruta. También hay muchísimas actividades que hacer en la ciudad y alrededores, aquí os dejo unas cuantas.

Día 1 – Duomo, Piazza della Signoria, Ponte Vecchio

El primer día lo haremos con calma, como primera toma de contacto. Probablemente no dispongáis del día completo debido al viaje, pero si al menos os queda la tarde podemos comenzar por ver un poco el centro. Si no habéis comido, podéis hacerlo en el Mercado Central que comentaba más arriba. De ahí, caminaremos en dirección al Duomo. No sé vosotros pero yo tenía unas ganas infinitas de por fin verlo con mis propios ojos. Aún recuerdo perfectamente la cara de mi hermana y mía cuando giramos la esquina y nos lo encontramos justo delante. Ibamos hablando como dos cotorras y se nos cortó la conversación de golpe. Aún se me pone la piel de gallina cada vez que lo rememoro en mi cabeza.

Tanta estupefacción nos dio hambre de dulce, así que nos pedimos un tiramisú en una de las cafeterías de los alrededores de la catedral. No es obligatorio incluir esta parte en el plan de ruta, pero os prometo que os sentará de maravilla 😉

De ahí ya comenzamos a caminar sin rumbo, pasando por la Piazza della Republica, admirando a los artistas callejeros y el lujo de las tiendas donde no íbamos a comprar nada. Llegamos hasta la Piazza della Signoria para seguir alucinando con la cantidad de estatuas y obras de arte que hay, así sin más… a disposición del florentino y del viajero.

Seguimos caminando en dirección el río Arno y ya por fin llegamos a otro lugar emblemático, el Ponte Vecchio. ¡Qué lugar tan asombrosamente bonito! Mejor admirarlo desde el puente siguiente, el Ponte alle Grazie. La vista desde allí tiene magia… y si lo ves con la luz de final de la tarde… es simplemente perfecto.

Llegados a este punto y tras el reportaje fotográfico que corresponde, nos vamos a cenar y pronto a descansar.

Día 2 – Palacio Pitti, Walking free tour, Santa Croce, Plaza Michelangelo

El segundo día habrá que madrugar, hay mucho que ver. No sé si es cierto ese dicho que dicen “a quien madruga, Dios le ayuda”, pero en el día de hoy si que confirmo que los madrugadores se van a ahorrar unos euros. La primera visita del día será el enorme Palacio Pitti, una enorme galería de arte dentro de lo que fue la residencia de la familia Médici. Merece la pena aunque no seáis unos intelectuales del arte (yo tampoco lo soy). Antes comentaba lo de ahorrar dinero si madrugamos porque la entrada cuesta la mitad a primera hora del día. Para organizar la visita al Palacio Pitti, tenéis que leer este post donde os lo explico todo en detalle.  Le dedicaremos unas 2h a esta visita. Lo bueno de hacerlo a primera hora (aparte del precio) es que apenas hay gente.

Tour a pie

Tras salir del palacio, y con previa reserva, tenemos cita para hacer un walking free tour en español. Ya sabéis que soy muy fan de estos tours… si no sabéis como funcionan, aquí os lo explico. Este en concreto lo reservé a través de esta web donde hay varios a escoger. En este tour nos explicaron cómo nació la ciudad de Florencia, la importancia comercial y económica que tuvo y por supuesto, el arte. También conocimos parte de la historia de la familia más poderosa de Italia, los Medici. Mejor no desvelar demasiado y que lo descubráis vosotros mismos.

También existe la opción de hacer un tour privado personalizado con un guía local. En Get Your Guide hay uno disponible a un precio muy competente. Siempre me han parecido caros ya que suelen tener un precio cerrado para grupo. Este en cambio es un precio reducido por persona. Así que si prefieres hacer un tour diferente incluyendo lugares que no suelen estar en los típicos tours, este es perfecto.

Las mejores vistas de Florencia

Por la tarde subiremos a admirar las vistas más bonitas de la ciudad de Florencia desde la Plaza Michelangelo. Para llegar hasta allí podemos hacerlo caminando o en bus. Tenéis aquí la info. Después bajaremos hasta el barrio Santa Croce para ver la iglesia de mismo nombre y callejear el barrio. Es el lugar ideal para hacer el aperitivo de la tarde, tomar un coctel y llenar el estómago. El plan perfecto para acabar el día.

Día 3 – Siena y San Gimignano

En este día nos vamos de Florencia para conocer dos de los lugares más bonitos de Toscana, Siena y San Gimignano. Es una excursión que perfectamente puedes hacer por tu cuenta en un sólo día. Por la mañana nos trasladamos en tren hasta Siena, hay varios trenes pero aconsejo madrugar y coger uno sobre las 8am. Así cundirá más el día.

Siena

Siena es una ciudad relativamente pequeña, se puede recorrer perfectamente a pie. Nosotras no cogimos ni el bus para ir de la estación de tren al casco antiguo. Lo principal a ver es la Plaza del Campo, sus alrededores, las calles principales y el Duomo de Siena.

San Gimignano

Al medio día, nos vamos hasta San Gimignano en autobús, es un trayecto de poca distancia pero largo en tiempo, así que tened lista una buena playlist de música para el camino. Si os mareáis, olvidad ver Netflix o leer, hay bastantes curvas. Disfrutaremos la tarde en este bonito pueblo toscano de estilo medieval. Es bastante turístico, así que no esperéis estar solos. Hay muchos tours organizados que lo visitan a diario.

Para organizar esta excursión por libre, os aconsejo leer este artículo con las indicaciones para llegar a Siena y San Gimignano. Y también qué ver en Siena y San Gimignano. Y si no os atrevéis, siempre podéis reservar un tour organizado como este en el que además incluye Chianti, zona de viñedos.

Santa Maria Novella

A última hora de la tarde y aprovechando que estábamos cerca de la iglesia de Santa Maria Novella, nos acercamos a verla. Me encantó la plaza, un lugar tranquilo para relajarse un rato a última hora de la tarde. A la mañana siguiente toca coger el avión de vuelta a España y concluye nuestro bonito viaje de 3 días.

Espero que os sirva de mucha ayuda esta guía de Florencia para 3 días. Si tenéis cualquier pregunta o sugerencia a aportar, no dudéis en añadirlo en los comentarios. ¡Estaré encantada de ayudaros en todo lo que pueda!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *