Guía para 3 días en Zaragoza

Zaragoza es una ciudad perfecta para pasar una escapada, ya sea un fin de semana o un puente. Aunque he de avisarte, que te quedarás con ganas de volver. Zaragoza tiene un ambiente especial, una atmósfera que te da la bienvenida con los brazos abiertos. A pesar de haber experimentado una buena renovación a consecuencia de la Exposición Universal en 2008, sigue conservando su esencia y podemos continuar caminando entre cientos de años de historia.

Tengas la edad que tengas, en Zaragoza encontrarás lo que buscas, cultura, historia, gastronomía, fiesta, tiendas, actividades para niños, deportes… Si os lo contara todo en un sólo artículo escribiría un libro, así que iremos por partes. Hoy quiero contaros qué es lo que podéis hacer en un fin de semana o un puente. Os detallaré lugares que visitar, dónde comer y dónde dormir. Y son consejos de una zaragozana, así que podréis disfrutar de la experiencia desde el punto de vista de un local y no de un turista.

Qué ver en Zaragoza

La Basílica del Pilar

Comenzamos por el más importante, la Basílica de Nuestra Señora del Pilar (nombre completo) es el monumento más visitado de la ciudad. Se puede visitar gratuitamente por dentro, algo que merece mucho la pena. El altar mayor no deja indiferente a nadie, aunque no es allí donde se aloja la Virgen del Pilar. Está ubicada en la parte este, encima de un pilar el cual sólo está visible unos pocos días al mes, ya que cada día le ponen un manto diferente a la virgen que cubre el pilar.

Como anécdota, os contaré que durante la guerra civil española cayeron 4 bombas, una en el río Ebro, otra en la Plaza del Pilar y las otras dos en la basílica. Estas dos últimas no llegaron a explotar, las puedes ver expuestas dentro del edificio.

Algo que no puedes dejar de hacer, es subir a la única torre de acceso al público. Sólo cuesta 3€ y se sube en ascensor. Desde arriba tendrás las mejores vistas de Zaragoza. Como recuerdo, por 1€ puedes comprar las famosas cintas con la medida de la virgen, que sólo mide 39 cm. Como diríamos los maños, es “pequeñica”.

Plaza del Pilar

La plaza donde se ubica la basílica es conocida por el mismo nombre. Es una de las plazas peatonales más grandes de Europa. Allí se encuentra también la Catedral de la Seo, el Foro romano y el Ayuntamiento de Zaragoza. A un lado de la plaza, hay una fuente enorme que a vista de pájaro, representa Latinoamérica con las tres carabelas llegando. Por eso de llama la Fuente la Hispanidad.

Catedral de La Seo

Eclipsada por la Basílica del Pilar, se encuentra justo este de la plaza. Aunque es bastante más pequeña, para muchos es aún más bonita que la primera. La entrada es de pago, pero si nunca la has visto por dentro, merece la pena.

Zaragoza Romana

Zaragoza es una ciudad rica en historia. Comenzando por los romanos, Caesaraugusta era una de las ciudades más importantes gracias a su estratégica ubicación junto a al río, que entonces fue navegable por barcos comerciantes. Existe una ciudad completa sepultada por la actual, una muestra de ello son los diferentes monumentos y museos que existen en la ciudad. Se puede visitar el Foro Romano (en la Plaza del Pilar), las Termas, el Teatro romano, el Museo del Puerto Fluvial y las murallas romanas, situadas a pie de calle en el comienzo de la Avenida Cesar Augusto. Estas últimas están abiertas al público gratuitamente en la calle. Los cuatro primeros tienen un coste entre 3€ y 4€ pero el primer domingo de mes, son de entrada gratuita.

Torreón de Zuda

Justo al lado de las murallas romanas, ha quedado en pie esta torre que perteneció al antiguo alcázar musulmán. Tras la toma cristiana de la ciudad en 1118 por las tropas de Alfonso I el Batallador, simbolizada con la toma del torreón, el edificio pasó a ser palacio real y sede de los reyes de Aragón hasta el siglo XIII.

Puente de Piedra

Otro de las herencias de los romanos que merece un párrafo aparte. Su origen se remonta a los comienzos de la ciudad, y es el puente más antiguo que cruza el río Ebro. Algo que no todos los turistas hacen es cruzarlo al otro lado, hasta el parque Macanaz. Desde allí tendrás las mejores vistas del Pilar, sobre todo de noche. Si caminas  hacía este cruzando el puente, tendrás un mirador perfecto para fotografiar el Pilar, el Puente de Piedra y el río Ebro.

Palacio de la Aljafería

Hoy el día alberga las Cortes de Aragón, pero tiene una gran historia a sus espaldas. Si vas a Zaragoza recomiendo ir en domingo, que es de entrada gratuita, y optar por una visita guiada. Cabe destacar la belleza de su patio interior de estilo árabe. Tanto por dentro como por fuera se pueden apreciar las influencias de las diferentes civilizaciones que lo habitaron, musulmanes y cristianos, por eso tiene esa mezcla de arquitectura árabe y mudéjar.

Torres Mudéjares

Hay varias torres de estilo mudéjar por la ciudad que no te puedes perder. Merece la pena buscarlas y admirar los detalles que esconden. Las más importantes son las de la Iglesia de San Pablo, la Iglesia de Santa María Magdalena, la Torre de San Gil Abad y la Torre de San Miguel de los Navarros.

Casco Antiguo de Zaragoza

El casco antiguo de Zaragoza es uno de los más grandes de España, y está compuesto por varios barrios. Aunque para perderse por sus calles, os recomiendo que os centréis en la zona delimitada por la Plaza del Pilar hasta la Plaza de España y desde la calle San Vicente de Paúl hasta la Avenida Cesar Augusto. Es el conocido casco histórico. La calle con más afluencia tanto de turistas como de locales es la Calle Alfonso I, peatonal y llena de comercios. Es una de las calles en las que más me gusta pasear. Si la recorres de sur a norte, te queda la cúpula principal de la Basílica del Pilar al fondo, una vista muy especial.

El casco histórico está lleno de comercios, algunos muy antiguos que han conseguido permanecer en el lugar de origen con el mismo encanto que el primer día. Esta zona es perfecta para degustar la gastronomía que ofrece Zaragoza. La conocida zona de “El Tubo” es una cita obligatoria en las noches de tapeo y a la hora del vermut del fin de semana. Como curiosidad, aquí se encuentra el bar con la licencia más antigua de España, de 1825, es el famoso Casa Lac.

Zona Expo

En el 2008 se dio cita la Exposición Universal en Zaragoza, todo un acontecimiento que ayudo a la ciudad a darse a conocer fuera del país. Gracias a este evento, se arreglaron las riberas del río Ebro, que estaban completamente abandonadas a su suerte. A raíz de una inversión millonaria, se consiguió llenar de parques los márgenes del Ebro, crear todo el recinto Expo y el enorme Parque del Agua.

En el Parque del Agua hay muchas actividades dedicadas sobre todo a los niños, un río de rápidos artificial, zona de juegos infantil, playa artificial, área de gincana, etc. Y para los más mayores, también hay un campo de golf.

El recinto Expo es un lugar donde pasear, relajarse y disfrutar de una bonita puesta se sol. Los edificios están siendo ocupados por administraciones públicas, donde ya han sigo trasladados los Juzgados y la TGSS entre otros. También está el Palacio de Congresos y el Acuario Fluvial más grande de Europa.

Parque Grande

El conocido Parque Grande para los zaragozanos se llama en realidad José Antonio Labordeta. Situado al sur del área metropolitana de la ciudad es uno de los pulmones más importantes de Zaragoza. Para visitarlo, puedes preparar un pic nic y disfrutar de la tranquilidad de este entorno verde, lejos del bullicio de la ciudad. Las vistas desde el monumento a Alfonso el Batallador son espectaculares.

Dónde ir de compras

No os voy a mentir, si no te controlas, en Zaragoza puedes hacer un buen destrozo con la tarjeta. Es una ciudad perfecta para ir de compras. Hay zonas comerciales al aire libre, es decir por calles repletas de todo tipo de tiendas. Y luego también centros comerciales. No sé si lo he mencionado, pero en invierno hace mucho frío y sobre todo viento, así que en Zaragoza tenemos uno de los centros comerciales más grandes de España.

Por la calle

Si eres más de ir paseando por las pintorescas calles y te gusta mirar escaparates, entrar tranquilamente a las tiendas sin sentir el agobio de un centro comercial cerrado, tu zona es el centro. Más concretamente partiendo desde Plaza España, subiendo por Paseo de la Independencia hasta la  Plaza Aragón. Puedes alargar la ruta de las tiendas por el Paseo de las Damas y continuar callejeando por los alrededores. Las tiendas de lujo se sitúan alrededor de la Plaza de Los Sitios.

Centro comercial

Si lo que quieres es centro comercial dentro de la ciudad, entonces en Gran Casa puedes encontrar todas las tiendas archiconocidas como las del grupo Inditex. Si no te importa desplazarte y quieres subir de nivel, entonces tienes que ir a Puerto Venecia. Este es el centro comercial más grande de la ciudad, tanto de comercio como de ocio. También hay grandes superficies de muebles, aunque no creo que viniendo a Zaragoza un fin de semana te vayas a llevar un sofá de Ikea. Pero bueno, para haceros una idea, en Puerto Venecia, si falta alguna tienda es muy probable que es porque no exista 😉

Dónde comer en Zaragoza

Como ya está quedando un artículo bastante largo, os voy a recomendar unos pocos sitios. Al menos para que tengáis realmente una guía completa de la ciudad para pasar unos días. Pero me comprometo a alargar la lista de lugares donde comer, tapear o tomar una copa.

Los Vitorinos, un lugar pequeño en el que no hay mesas para sentarse, pero uno de los bares de tapas más famosos de Zaragoza. C/ José de la Era 6.

Marisquería Belanche, marisco con buen precio y calidad. Tapas, raciones y platos elaborados que podrás degustar dentro del local. C/ Don Jaime 44.

El Champi, este es un clásico del tapeo en Zaragoza. Solo sirven tapa de champiñones, y lo llevan haciendo desde hace muchos años. Así que si sigue teniendo éxito, será por algo. C/ Libertad, 16

La Miguería, especialista en la elaboración de este plato tradicional Aragonés. Podrás probar diferentes tipos de migas, desde las clásicas hasta las más atrevidas. C/ Estebanes, 4

La Flor de la Sierra, sólo tienes que seguir el olor a sardinas a la brasa cuando pasas por detrás de La Seo. Especialistas en este pescado hecho a la brasa y en patatas asadas. C/ San Valero, 8

Contigo Pan y Cebolla, un moderno local con platos y tapas más elaboradas. Cocina moderna y platos de autor pero a un precio moderado. Avenida Cesar Augusto, 27

Dónde dormir en Zaragoza

Para pasar un fin de semana o puente en Zaragoza y que el tiempo esté bien aprovechado hay que alojarse en pleno centro. Los que ya estáis por aquí desde hace tiempo, sabéis que siempre suelo alojarme en apartamentos vacacionales. Así que en Zaragoza no podría ser menos. Os recomiendo este precioso apartamento perfecto para 4 personas en pleno centro histórico de la ciudad. Esta situado a menos de 5 minutos caminando de la Plaza del Pilar. Además si vienes en coche, tiene incluida una plaza de aparcamiento.

El apartamento se compone de cocina, salón comedor en una estancia, un dormitorio doble y un baño completo. En el sofá cama pueden dormir cómodamente dos personas. Es un lugar nuevo que se entrena ahora en septiembre 2017 así que como imaginarás está perfecto. Se ha diseñado especialmente para acoger turistas, así que tiene todas las comodidades necesarias.

Su dueña Ana, ha iniciado este proyecto con mucha ilusión así que hará que te sientas como en casa. Además ella es de Zaragoza y ha vivido allí siempre, con lo que te recomendará muchos lugares que sólo conocemos los zaragozanos.

Se reserva a través de AirBnb, te dejo aquí el enlace directo al apartamento.

Recuerda que si es la primer vez que utilizas AirBnb, tienes un descuento de 35€ en tu primera reserva. Sólo tienes que registrarte desde aquí y luego ya puedes hacer la reserva del apartamento aquí.

Cómo llegar a Zaragoza

Por su ubicación estratégica, la ciudad tiene la suerte de estar conectada por diferentes medios. Si vienes de alguna ciudad lejana, puedes venir el avión hasta su aeropuerto, a escasos kilómetros de la ciudad. Ofrece conexiones aéreas con varias ciudades españolas y europeas.

También puedes venir en tren AVE, uno de los medios de transporte más cómodos y rápidos. Llegarás a la estación Delicias, bien comunicada por transporte público (bus y taxi) con el resto de la ciudad. También puedes venir de otras localidades en autobús interurbano, con varias paradas dentro de la ciudad.

Y si no, también puedes venir en coche, ya que Zaragoza está conectada por varias autopistas y autovías. Pasan por la ciudad la AP2, AP68, A2 y A23. Recuerda que el apartamento que te acabo de mostrar incluye plaza de aparcamiento, algo muy útil en Zaragoza ya que su casco histórico tiene muy restringido el tráfico y el aparcamiento.

Espero que esta guía os resulte muy útil y así os animéis a visitar mi hermosa ciudad, que aunque hace años que no vivo en ella, la adoro todavía aún más.

¡Prometo ampliar información muy pronto!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *