Consejos para escoger la ropa en los viajes en invierno

En plena ola de frío voy yo me voy a -6º a Amsterdam. En otros tiempos me hubiera llevado las manos a la cabeza pensando en cómo iba a hacer para meter toda la ropa de abrigo dentro de una mini maleta. Es decir, las de tamaño aceptado para subir a la cabina del avión. Pero a base de viajes durante años, he podido aprender de mis errores. Y ya puedo decir orgullosa, que no tengo que pasar por la puerta de embarque disfrazada de cebolla. Con los consejos para hacer la maleta que hoy te daré, ya no tendrás que ponerte dos chaquetas, sudadera y jersey todo a la vez. Compañías low cost, nunca conseguiréis que paguemos extra para facturar equipaje para una escapada de 4 días. ¡Somos la resistencia! 💪🏼

No vamos a hacer magia. Ni os voy a desvelar un truco secreto para meter toda la colección de Zara, Mango y H&M en una mini maleta. Vamos a ser un poco realistas. Nuestro objetivo es ir abrigadas, monas y con estilo pero sin sobrecargarnos. Sólo se trata de seguir unas cuantas pautas.

Menos es más

No hace falta llevar todo nuestro armario para 4 días de viaje. Lo que tenemos que hacer es escoger prendas básicas que combinen fácilmente entre ellas, no cargarnos en exceso con diferentes calzados, bolsos, abrigos, etc. Podemos pasar perfectamente con un mismo abrigo, bolso o mochila y botas para todo el viaje. La clave es escoger estas tres prendas que combinen entre si. A partir de ahí, escogeremos el resto de la ropa.

Para 3 o 4 días recomiendo:

  • 1 abrigo, que sea cómodo y abrigue bien. Para mi el ideal es uno tipo de plumas y con capucha para protegernos mejor del frío si es más extremo.
  • 1 bolso o mochila. Yo suelo llevar una mochila porque suelo cargar peso (cámara de fotos, guía, agua, alguna pieza de fruta para media mañana, etc.)
  • 1 par de botas. Decidí invertir en unas botas cómodas, bonitas, combinables y de buena calidad para mis viajes. Siempre suelo llevar unas Panama Jack, voy genial con ellas. Te recomiendo hacer lo mismo si sueles viajar.
  • 2 pantalones, uno tejano en azul y otro gris o negro (combinan con todo)
  • 2 jerseys y quizá una sudadera. El jersey más gordo llévalo puesto en el viaje para que no ocupe demasiado espacio en la maleta.
  • 1 camiseta térmica, si vamos a un lugar de bastante frío.
  • 2 camisetas o camisas combinables con los jerseys.
  • Ropa interior, calcetines térmicos, etc. Esto ya cada uno ya sabe lo que necesita.
  • Pijama ¡que no se nos olvide!
  • Accesorios: 1 par de guantes, 1 bufanda, 2 gorritos (no abultan mucho y así puedes ir cambiando)

Con esto, tenemos suficiente para una escapada y que nos sobre algo de espacio en la maleta por si nos traemos alguna compra.

Negro, gris y un color discreto

El objetivo es conseguir las máximas combinaciones con el menor número de prendas posibles. ¿Cómo? Muy fácil, todas han de combinar entre ellas. Lo mejor es coger prendas básicas como tejanos, jerseys de punto, un abrigo oscuro liso, etc. Intenta huir de los estampados y escoge una gama de colores neutra, negro, gris y un color que no sea muy fuerte. Mis preferidos son, el verde militar, el granate y los tonos marrones. Pegan muy bien entre si con lo que es muy sencillo hacer diferentes looks. Nunca lleves una prenda que sólo combine con una una cosa.

Para que veas un ejemplo, a continuación tenéis dos looks que comparten, abrigo, mochila y calzado. Tejano con jersey gris y pantalón gris (también podría ser negro) con sudadera. Sólo con cambiar estas prendas entre sí, tendríamos 4 looks diferentes.

look viaje 1

Para ir cómoda y abrigada.

 

look viaje 2
Otra opción para ir cómoda y abrigada, sólo hemos cambiado el pantalón y el jersey.

Los tacones no son para viajar

Por dos motivos los tacones no son aptos para viajar. El primero, es sin duda por comodidad. Cuando viajas estás todo el día caminando, yendo de un lado para otro. Nuestros pies ya se agotan incluso con un calzado plano, así que imagínate con un par de tacones. El segundo motivo es por tema de espacio. Los zapatos y botines con tacón abultan mucho, un espacio que podemos invertir en algo más práctico que aprovecharemos mejor.

Si quieres salir un poco más arreglada una noche a tomar una copa, siempre puedes meter unas bailarinas negras. Como se aplanan bastante, no ocupan demasiado espacio. Eso si, no es el calzado ideal si hace frío, pero ya sabes, para presumir hay que sufrir.

¿Y si quiero ir más arreglada?

Si tienes planeado alguna noche salir a tomar algo, puedes llevar unos leggins de vinilo en la maleta, un top o jersey negro y unas bailarinas negras. Como no vas a salir con la mochila de Dora la Exploradora a la espalda mientras tomas unas copichuelas, te aconsejo llevar un bolso pequeño tipo sobre. También se han puesto de moda  las riñoneras en su versión elegante. Una opción perfecta para llevar de viaje. Es cómoda, bonita y muy versátil. Por supuesto la guinda del look lo darán los accesorios, un collar que brille ¡y poco más para ir perfectas!

look viaje para salir

Deja los porsiacasos en casa

Con esto que os he mencionado yo ocupo un 66% de la maleta. Faltaría meter el neceser, gadgets o lo que necesites. Como ves no es complicado optimizar el espacio aún con la ropa de invierno. Lo que más abultan son los “porsiacasos”… “por si acaso vamos a un restaurante pijo”, “por si acaso llega un huracán”, bla bla bla.  Te aseguro que los “porsiacasos” siempre vuelven a casa sin haber salido de la maleta. Así que olvídate de ellos. Seguro que hay tiendas a la ciudad donde vas. Si es una urgencia, y realmente necesitas algo que dejaste en casa, siempre se puede comprar.

Espero que os haya abierto un poco la mente en no ir cargadas de viaje, no merece la pena. Lo primordial es ir cómodas y no pasar frío para disfrutar el viaje lo máximo posible. Para más consejos sobre cómo hacer la maleta sin dejarte nada, te recomiendo leer este artículo.

GuardarGuardar

GuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *